GRACIAS POR SUSCRIBIRSEConoce Aruba

CERRAR
Facebook Twitter Google+
23 de Agosto 2017

No abandones tu rutina de ejercicios mientras viajas

Samar Yorde -
Venezuela

Cuando decidimos continuar con nuestra rutina de ejercicios durante el viaje, debes empacar en la maleta algunos insumos que nos permitan hacerlo de forma placentera y segura.

Definitivamente Aruba ofrece cientos de posibilidades para ejercitarse, si llegas a uno de sus excelentes Hoteles o Resorts puedes asistir a las salas de entrenamiento o gym, temprano en la mañana o al final de la tarde para mantener tu cuerpo en forma. También puedes aprovechar de entrenar al aire libre.

Estando en la isla tienes muchas opciones, puedes entrenar en la mañana en un gym para levantar pesas y fortalecer tus músculos. Y al final de la tarde caminar en la playa, correr en la calle, o andar en bicicleta.

Te daré una lista de recomendaciones que puedes tomar en cuenta a la hora de iniciar tu entrenamiento:

  1. Consulta a tu médico: Antes de iniciar un plan de actividad física asegúrate de gozar de buena condición física.
  1. Lleva una secuencia al momento de realizar tu plan de ejercicios:
  • Inicia con un CALENTAMIENTO de al menos 5 a 10 minutos a una intensidad leve a moderada, con actividades de tipo cardiovascular.
  • Luego continúa con un periodo de CONDICIONAMIENTO que incluya entrenamiento de pesas + ejercicio cardiovascular y que puede durar entre 60 y 90 minutos.
  • Posteriormente disminuye la intensidad con un periodo de ENFRIAMIENTO de 5 a 10 minutos.
  • Finaliza con una fase de ESTIRAMIENTO.
  1. Equípate:
  • Utiliza un calzado adecuado que brinde el soporte necesario al pie.
  • Si entrenarás con pesas, utiliza guantes protectores para evitar lesiones en las manos.
  • Si entrenas al aire libre, nunca olvides tu gorra, lentes y protector solar.
  • Utiliza ropa adecuada y fresca.
  • Procura adquirir un reloj monitor de frecuencia cardíaca.
  • Y no olvides tu recipiente para agua, porque la hidratación es fundamental antes, durante y después del ejercicio.
  1. Busca orientación: te orientará a realizar actividades acorde a tu capacidad física. Realizar ejercicios de fortalecimiento (pesas) sin la supervisión de un entrenador puede acabar en una lesión.
  1. Aliméntate saludablemente: nunca entrenes en ayuno. Come al menos una fruta o un cereal como la avena antes de entrenar y justo al terminar ingiere una comida con proteínas o un batido de proteínas.
  1. No te excedas: si sientes dolor, detente. Evita ejercitar esa área hasta que te recuperes. Sustituye ese ejercicio por otro, o reduce la tensión o el peso (si haces ejercicios con pesas).
  1. Conoce tus límites: si tienes osteoporosis o lesiones en la columna, evita realizar ejercicios de alto impacto (como trotar o saltar). En este caso lo más recomendable es realizar actividad física en el agua, como nadar.
  1. Descansa suficiente: no olvides que la recuperación y el descanso son un elemento más del entrenamiento diario. 7-8 Horas de sueño diario son necesarias para que tus músculos se recuperen.